Viviendas de protección oficial (VPO): cuáles son y qué requisitos debes cumplir para acceder a una

19.10.2020 16:50
vivienda de protección oficial
Las viviendas de protección oficial, VPO o viviendas protegidas tienen como objetivo facilitar una casa a las personas con dificultades económicas para comprar una en el mercado libre. Se caracterizan por tener un precio inferior a la vivienda libre, unas características concretas (tamaño, etc.) y exigir unos determinados requisitos a los solicitantes.

Entre 1952 y 2016 se construyeron en España más de 6,8 millones de viviendas protegidas, que representan el 26,6% sobre un parque residencial de 25,5 millones de viviendas, según los datos del Colegio de Arquitectos y el Ministerio de Fomento. Hasta la crisis de 2008 y el estallido de la burbuja inmobiliaria se impulsó la vivienda de protección oficial a través de ayudas a la construcción, desgravaciones fiscales y subsidiación de intereses a los compradores. En los últimos años, sin embargo, se está impulsando más el alquiler de estas viviendas de protección oficial.

Para que conozcas en profundidad este tipo de viviendas, en el siguiente artículo te explicamos qué son las VPO, qué tipos de viviendas de protección oficial existen y cómo se puede acceder a ellas. 

¿Qué es una vivienda de protección oficial o VPO? 

Como te hemos comentado unas líneas más arriba, una vivienda de protección oficial es un inmueble con un precio de compra menor que está destinado a aquellas personas que no cuentan con suficientes medios económicos para acceder a uno en el mercado libre.

Las VPO pueden ser de promoción pública o privada. En el primer caso son promovidas por las administraciones u organismos públicos y se adjudican a sus propietarios mediante un sorteo o concurso público (siempre que cumplan unos determinados requisitos). Previamente, las personas interesadas deben inscribirse en los registros de demandantes de la comunidad autónoma. En el caso de las VPO de promoción privada, las viviendas de protección oficial son construidas por promotoras inmobiliariascooperativas de viviendas que reciben una ayuda pública para compensar el límite al que pueden vender o alquilar la vivienda. 

En cuanto al régimen de tenencia de las viviendas VPO, lo más habitual es que se construyan para venta, alquiler o alquiler con opción a compra. Tradicionalmente, en España se ha construido vivienda de protección oficial para su venta. Sin embargo, desde la llegada del Plan de Vivienda 2018-2021 se potencia más el alquiler. El objetivo ahora es crear un parque público de alquiler en el que esta vivienda no pierda nunca la condición de protegida. 

Requisitos para acceder a una VPO

Todas las viviendas de protección oficial incluyen unos requisitos imprescindibles que las personas deben cumplir para tener derecho a acceder a ellas.

personas viendo vpo

Las comunidades autónomas son las encargadas de marcar los requisitos de las viviendas de protección oficial, tanto los que afectan a los inmuebles en sí como los que deben cumplir los solicitantes para conseguirlas (y que varían según el tipo de protección de los inmuebles).

Como regla general, estas viviendas vpo tienen una superficie máxima. Además, los solicitantes no pueden superar un determinado nivel de ingresos de acuerdo con el IPREM (Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples), ni contar con otra vivienda en propiedad (la VPO debe ser la vivienda habitual del solicitante).

El comprador que adquiere una vivienda de protección oficial puede obtener también ayudas financieras por parte del estado o las comunidades autónomas para su financiación. Pueden ser ayudas para la entrada, préstamos convenidos o subsidiación de préstamos. 

A cambio de estas ventajas, las VPO tienen limitaciones para su venta. ¿Cuándo queda libre una vivienda de protección oficial? Las viviendas protegidas no se pueden vender hasta que no han transcurrido los años que dura su protección. En el caso de querer comercializar el piso vpo antes, hay que pedir autorización a la comunidad autónoma correspondiente y devolver las ayudas que se hayan disfrutado. Además, las viviendas no pueden venderse a un precio libre mientras dure la protección: las comunidades fijan un precio máximo legal de venta. 

Tipos de viviendas de protección oficial 

Los tipos de viviendas de protección oficial varían en función del precio máximo de venta o alquiler, el nivel de renta de las personas que pueden acceder a ellas y las ayudas que pueden obtener. De acuerdo con estos criterios, cada comunidad autónoma establece los tipos de vpo y sus normas. Por ello es muy importante que revises la información de la zona en la que quieras comprar una vivienda protegida.

En la Comunidad de Madrid, por ejemplo, se establece esta clasificación en las viviendas de protección publica (VPP) que pueden ser en propiedad o en alquiler:
  • Viviendas con Protección Pública Básica (VPPB). Límite de ingresos familiares: 5,5 veces el IPREM. Sujetas a un precio máximo legal de venta. No se puede ser titular de otra vivienda VPO. 
  • Vivienda con Protección Pública de Precio Limitado (VPPL). Límite de ingresos familiares: 7,5 veces el IPREM. Tiene una protección de 20 años pero se puede descalificar a partir de los 15. Superficie máxima: 150 metros. Sujeta a un precio legal máximo de venta. Se puede tener otra vivienda en propiedad. 
  • Vivienda con Protección Pública para Arrendamiento (VPPA). Limite de ingresos familiares: 5,5 veces el IPREM. Está sujeta a una renta máxima anual.
  • Vivienda con Protección Pública para Arrendamiento con Opción de Compra (VPPA OC). El régimen de alquiler dura siete años y después se puede optar a la compra, descontando el 50 % del alquiler al precio de adquisición. Límite de ingresos familiares: 5,5 veces el IPREM.

¿Cuándo y cómo puede descalificarse una vivienda de protección oficial?

Pese a tratarse de vivienda protegida, las VPO pueden descalificarse de varias formas:
  • Tras el cumplimiento del periodo de protección: este plazo oscila entre los 10 y 30 años y es decidido por las comunidades autónomas. 
  • Por solicitud del propietario: es la fórmula más habitual. 
  • Sanción impuesta por la Administración: si ésta detecta que el titular no cumple los requisitos exigidos para tener una vivienda de este tipo. 
Por tanto, el requisito fundamental para poder descalificar la vivienda es que haya pasado el periodo de protección. Además, debe estar amortizado el préstamo hipotecario y el propietario tiene que haber devuelto las ayudas económicas recibidas para la compra de la vivienda.

El proceso de descalificación de una vivienda de protección oficial exige la presentación de los documentos que acrediten su situación y la de los propietarios ante la consejería de Vivienda de la comunidad autónoma. Si se acepta la descalificación, el titular tiene que esperar un plazo de cinco años para venderla o alquilarla como vivienda libre.

Claves para comprar tu casa en una cooperativa de viviendas
Artículo anterior
Cinco claves para comprar un terreno y construir una vivienda con acierto
Artículo siguiente

Artículos relacionados

¿Cómo hacer un presupuesto para comprar una casa?

¿Cómo hacer un presupuesto para comprar una casa?

Calcular bien el presupuesto para comprar una casa es tan importante como elegir el inmueble. Te enseñamos qué debes tener en cuenta para ha...
20 Nov.
Cómo comprar una casa entre varias personas

Cómo comprar una casa entre varias personas

Hay varias formas de comprar una casa entre varias personas. Las más adecuadas suelen ser crear una comunidad de bienes o contratar una ...

18 Nov.
Ayudas para la compra de vivienda para jóvenes

Ayudas para la compra de vivienda para jóvenes

Estas son las ayudas para la compra de vivienda para jóvenes que pueden conseguirse en España. No hay en todas las comunidades autónomas y e...
13 Nov.