Ventajas y desventajas de comprar un piso de obra nueva

Índice
  1. Ventajas de un piso de obra nueva
  2. Desventajas de comprar un piso de obra nueva
Ventajas y desventajas de comprar un piso de obra nueva

Las decisiones importantes no deben tomarse a la ligera. Por eso es de suma relevancia ponderar las ventajas y desventajas de comprar un piso de obra nueva. Hace ya algunas semanas te contábamos las razones por las que es mejor un piso de obra nueva que uno usado, pero hoy queremos centrarnos en los aspectos positivos y negativos de esta tipología de vivienda.

Por si aún no tienes claro qué es exactamente un piso de obra nueva, se trata de aquellas propiedades compradas al promotor una vez construidas, siempre y cuando estas no se hayan utilizado de forma continuada por un plazo igual o superior a dos años por personas distintas de los adquirentes. Otra excepción son los ‘pisos nuevos’ de los bancos, ya que previamente han sido vendidas por el promotor a la entidad bancaria.

Ventajas de un piso de obra nueva

Sin duda, las ventajas de un piso de obra nueva son más numerosas que sus desventajas. No obstante, vamos a analizar cada una de ellas de forma pormenorizada. 
  • Piso a estrenar. Serás el primero en poner un pie en tu nuevo piso. No tendrás que heredar las contingencias que, en otras circunstancias, los anteriores propietarios hubiesen ocasionado. El promotor te entregará la vivienda en un estado impecable. En el caso de una vivienda nueva, la propiedad estará recién construida y sus instalaciones estarán en condiciones inmejorables para su uso.

  • Larga conservación. Los pisos a estrenar se han construido con materiales de primera calidad y con acabados de última generación. El diseño de la vivienda habrá tenido en cuenta la funcionalidad de sus espacios, por lo que su distribución es más inteligente y práctica que en un inmueble antiguo. Asimismo, la instalación de su sistema eléctrico y de cañerías se ha efectuado con la mayor de las garantías. Todas estas virtudes afianzan la perdurabilidad de un piso que se conservará en el tiempo.

  • Disfrute de zonas comunes. La mayoría de las promociones de obra nueva suelen estar localizadas en zonas residenciales y/o urbanizaciones que incluyen zonas comunes que te permiten disfrutar de tu nueva adquisición más allá de la vivienda. Los jardines, áreas infantiles, pistas deportivas y piscinas son valiosos extras que muchas veces no encontrarás en pisos de segunda mano o que deberás pagar a precio de oro. 
  • Facilidad de aparcamiento. Muchos pisos nuevos se encuentran en zonas a las afueras o barrios en expansión en los que encontrar aparcamiento suele resultar bastante más sencillo que en el centro de las grandes ciudades. Además, y por el mismo motivo, el precio de las plazas de garaje no suele ser tan prohibitivo. 
  • Hasta diez años de garantía. Adquirir un piso de obra nueva puede ahorrarte muchos sustos, ya que incluye hasta tres tipos de garantías que cubren los defectos de acabados (un año), elementos constructivos (tres años) y elementos estructurales (diez años). Aparte de todas las garantías que ofrece una casa nueva, los contratos de compraventa están ligados a una serie de cláusulas que facilitan las reclamaciones si el promotor no ha cumplido con lo prometido.
  • Ahorro energético. Tal y como acredita su certificado de eficiencia energética obligatorio, las viviendas nuevas están construidas con materiales que ofrecen un mayor aislamiento térmico y acústico. Una mejora que afecta tanto a la calidad de vida (menos ruidos) como a la factura por consumo energético que pagarás todos los meses (un inmueble con categoría A tiene un ahorro energético de hasta un 95% con respecto a uno con la etiqueta G).
  • Olvídate de las reformas. Las reformas simbolizan uno de los mayores quebraderos de cabeza al comprar una vivienda usada. Asumir todos estos contratiempos se adivina como algo impensable en un piso de obra nueva, que además habrás podido personalizar si lo compraste sobre plano. Estas viviendas a estrenar no necesitan ningún lavado de cara antes de entrar a vivir en ellas y su distribución se corresponde mejor con los gustos y necesidades del comprador actual.

Fachada de un edificio de obra nueva

Desventajas de comprar un piso de obra nueva

Pese a que como te comentábamos unas líneas más arriba, son menores que las ventajas, los pisos de obra nueva también tienen una serie de contras que debes valorar:
  • Precio. Los pisos de obra nueva suelen tener un precio por metro cuadrado algo más elevado que los de segunda mano ubicados en la misma zona. Eso sí, hay que valorar que los primeros suelen ofrecer mejores instalaciones comunes y que las reformas no son necesarias. 

  • Ubicación. Los pisos nuevos se sitúan, por lo general, en áreas algo distanciadas del corazón de las ciudades. Una ventaja para aquellos que prefieren vivir lejos del bullicio de las grandes urbes pero una desventaja si quieres estar cerca de ellas y de toda la oferta de servicios que ello conlleva. Las zonas céntricas están cerca de multitud de establecimientos comerciales, restaurantes y la mayoría de las grandes empresas.
  • Fiscalidad y gastos de comunidad. El aspecto que concierne a la fiscalidad es otro de los inconvenientes en las propiedades de obra nueva. En primer lugar, el IVA de la vivienda nueva es más elevado que el ITP de una usada. Mientras que el primero está fijado en un 10%, el segundo depende del tipo impositivo impuesto en cada comunidad autónoma, pero suele estar entre el 6 y el 8%. Por otro lado, muchas de las promociones nuevas que se han construido en la actualidad tienen unas zonas comunas que, a pesar del evidente confort que procuran, aumentan los números de los gastos de comunidad.
Tras haber enumerado por ti mismo las ventajas y desventajas que implica la compra de un piso de obra nueva, habrás podido llegar a la conclusión de que las virtudes suman más puntos a su favor. Estrenarás tu casa sin que nadie la haya ocupado antes, la calidad de sus materiales aseguran que la propiedad se conservará en un estado óptimo, podrás disfrutar de unas zonas comunes que aportarán un valor añadido a tu rutina, tendrás la opción de acogerte a una serie de garantías legales, la propiedad contará con una mayor eficiencia energética que te permitirá ahorrar y su condición de propiedad a estrenar hará que no debas realizar reformas.

Cinco razones por las que comprarte una casa nueva este otoño es una buena idea
Artículo anterior
Las claves para comprar un piso en 2020
Artículo siguiente

Artículos relacionados

Las claves para comprar un piso en 2020

Las claves para comprar piso en 2020 pasan por la estabilidad política, la seguridad jurídica, el crecimiento económico y la evolución del...

5 Nov
Cinco razones por las que comprarte una casa nueva este otoño es una buena idea
Existen varias razones que hacen que comprarte una casa nueva este otoño sea una buena idea: hipotecas con un interés atractivo, amplia ofer...
18 Oct
Cómo leer el plano de una casa nueva
Saber cómo leer un plano de una casa es fundamental para que sepas las características de la vivienda que vas a adquirir. Te contamos todas ...
17 Oct
El sitio web de HOUSAGE utiliza las cookies para mejorar y personalizar su estancia en el mismo. Utilizando este sitio, usted consiente el uso de las cookies. Más información sobre las cookies.